febrero 24, 2024

MORRO DE CÚBER por el Pas de sa Romana

INTRODUCCIÓN de la ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”

La ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”, es una ruta circular que podemos dividir en dos partes bien diferenciadas. La primera parte, muy exigente permite, a través del Paso de sa Romana, ascender al Morro de Cúber y recorrer toda su cresta; no hay camino y el terreno es complicado y difícil de andar. La segunda parte, menos exigente, discurre por la Coma dels Ases, por el camino del GR-221 y tras cruzar el torrente de Cúber continúa por la otra parte por el camino de las tuberías. Presenta desniveles muy importantes, con grandes subidas y bajadas. El paisaje está dominado por rocas y algo de bosque en algunos tramos. Las vistas son espectaculares.

DATOS TÉCNICOS de la ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”

Fecha de Inicio: 05 Diciembre 2023    Hora de Inicio 09:16 Distancia: 07,68Km    Altitud min: 574 m    Altitud máx: 966 m  Desnivel Positivo: 523 m   Desnivel negativo: 523 m  Altitud inicial: 757 m  Tiempo Total: 07:24 Tiempo Caminando: 03:06 Velocidad media: 2,5 km/h Circular Difícil

Powered by Wikiloc

ITINERARIO de la ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”

  1. Aparcamiento del embalse de Cúber
  2. Embalse de Cúber
  3. Pas de sa Romana
  4. Morro de Cúber
  5. Portellet del Coll de la Coma dels Ases
  6. Font d’Enmig
  7. Passetet de Llis
  8. Camino de la tubería
  9. Pla de s’Aigua
  10. Pas de sa Foradada
  11. Embalse de Cúber
  12. Aparcamiento del embalse de Cúber

DESCRIPCIÓN de la ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”

La ruta “Morro de Cúber por el Paso de la Romana”, tiene como objetivo recorrer la cresta de esta montaña, situada en las inmediaciones del embalse de este mismo nombre, subiendo por el Pas de sa Romana.

El punto de partida de este itinerario lo he situado en el aparcamiento que hay en la Carretera Ma-10, que une Sóller con Lluc, cerca del punto kilométrico 34, donde se encuentra la barrera de acceso al embalse de Cúber. Dejamos aparcado nuestro coche en este lugar y comenzamos a andar por el camino asfaltado que bordea el embalse en dirección a la presa. Un poco antes de llegar a ella, nos desviamos a la izquierda, justo donde se encuentra el Centro de Transformación AT.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Barrera de acceso al embalse de Cúber

Embalse de Cúber

El embalse de Cúber, construido entre 1970 y 1971, tiene una capacidad máxima de 4,64 hectómetros cúbicos, sensiblemente inferior a los 7,34 hectómetros cúbicos de su vecino Gorg Blau. El agua de este último pantano se trasvasa al de Cúber a través de un canal, desde una estación de bombeo. Desde aquí, a través de una tubería, desciende por el Torrente de Cúber hasta la Estación de Tratamiento de Aguas de Lloseta y luego hasta Palma.

Avanzamos por este camino, llamado Camí de sa Foradada, teniendo el torrente a nuestra derecha. Unos minutos más adelante, un poco antes de llegar al Pas de sa Foradada, nos desviamos por nuestra izquierda, donde vemos un pequeño carrizal. Iniciamos una fuerte subida por un ancho canal de rocas y carrizos en dirección a los acantilados que tenemos enfrente. Antes de llegar nos desviamos a la derecha hacia una pequeña pared de piedra en seco, seguramente levantada para impedir el paso de ganado.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Pres del embalse de Cúber

Pas de sa Romana

Saltamos la pared y bajamos unos metros hasta que el precipicio nos impide continuar. Aquí giramos a la izquierda y superamos un escalón rocoso muy aéreo con una corta trepada. Inmediatamente nos situamos en el Pas de sa Romana, a 785 m de altitud. Se trata de una pequeña cornisa muy expuesta que da la vuelta a un peñón sobre los acantilados del barranco de Cúber. Su nombre hace referencia al brazo mayor de una romana vieja clavada en la roca. Era una vía para acceder a la Coma dels Ases.

Desde este punto, continuamos por la ladera bordeando el Morro por un terreno muy inclinado, con mucho carrizo y rocas, algunas de ellas afiladas como cuchillas. No hay camino aunque sí algunos hitos esporádicos nos indican por dónde seguir. El terreno es complicado de andar y en algunos tramos tenemos que emplear las manos. Progresamos muy despacio, poniendo mucha atención al suelo que pisamos. Al rato llegamos a una canal que baja del Morro de Cúber, donde hay un canchal que cruzamos para luego subir.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Pas de sa Romana
Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Pas de sa Romana

Cresta del Morro de Cúber

Al llegar a la altura de una encina giramos a la derecha y alcanzamos un resalte rocoso señalizado con un hito. Este punto nos ofrece unas vistas espectaculares, destacando Sa Rateta, la Coma dels Ases y Torrent de Cúber. Sin bajar por el otro lado, subimos por otra canal, hasta situarnos en la falda sur del Morro de Cúber. Continuamos ascendiendo, ahora sin hitos, por un mar de rocas calizas y algunos carrizos y otras duras plantas que nacen entre las rocas.

Tras unas cuantas trepadas alcanzamos la cresta, situada a 940 m de altitud, con enormes acantilados que se precipitan al otro lado. Las vistas que se observan desde este lugar son impresionantes. Destacamos el Puig Major, el Penyal de Migdia, el Puig de ses Vinyes, la Sierra de Son Torrella, el Puig de sa Rateta, el Puig d’Alaró, el de s’Alcadena, Sa Coma dels Ases, el Puig de sa Font, el Puig d’Almallutx, el embalse de Cúber, en fin una auténtica maravilla.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Embalse de Cúber visto desde la cresta del Morro de Cúber
Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Cresta del Morro de Cúber

Cima del Morro de Cúber

Seguimos caminando por la cresta, sin camino ni hitos. Se trata de ir por los puntos más altos, eso sí extremando la precaución. Alcanzamos una cima de 958 m de altitud, coronada con un hito, donde algunos mapas sitúan la cima del Morro de Cúber. Continuamos avanzando por la cresta y vemos entre dos puntales una pared que cierra un collado. Se trata del Pas de na Perota, un paso natural y fácil que permite acceder a este punto desde el valle de Cúber.

Proseguimos la marcha cresteando y a continuación alcanzamos el punto más alto de esta sierra, situado a 966 m de altitud y coronado por un par de grandes hitos. Ni que decir tiene que las vistas desde este lugar son igualmente impresionantes. A las anteriores tenemos que añadir además el embalse del Gorg Blau y el Puig Roig. Después de disfrutar de esta hermosa panorámica iniciamos el descenso hacia el Coll de la Coma dels Ases. A nuestra izquierda dejamos una pared de piedra que sigue hasta el Puig de sa Font.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Panorámica desde la cima del Morro de Cúber

Coma dels Ases

Al llegar al collado, vemos un portillo en la pared, es el Portellet del Coll de la Coma dels Ases. Este portillo da paso al GR 221, una variante de la Ruta de la Piedra en Seco, que va desde Cúber al Refugio de Tossal Verds. Si se quiere acortar la ruta hay que cruzar el portillo y seguir el camino por la izquierda. Nosotros decidimos alargarla y continuar en descenso por nuestra derecha para recorrer la larga Coma dels Ases. Enseguida vemos a nuestra derecha, una desviación señalizada que conduce a la Font d’Enmig. Esta fuente, situada a pocos metros del camino, es un brote natural que vierte el agua en una balsa o poza donde antaño abrevaban los animales de la zona.

En este mismo lugar, aún podemos ver los restos de una avioneta ultraligera que se estrelló a principios de los noventa. Regresamos al camino principal y seguimos descendiendo por el comellar. Poco a poco nos vamos aproximando al torrente. Atravesamos a lo ancho una rosseguera que desciende del Puig de sa Torreta y luego descendemos por el barranco describiendo unas cuantas lazadas. Un poco antes de llegar al Pas de Llis, abandonamos, por la derecha, el GR 221 que continúa hasta el Refugio de Tossal Verds.

Morro de Cúber por el Paso de la Romana
Coma dels Ases

Passetet de Llis

Descendemos al torrente por el Passetet de Llis, que presenta anclajes para sujetar cuerdas, aunque realmente no son necesarias si se toman precauciones. En este punto se encuentra la separación de los términos municipales de Alaró (Solleric), Bunyola (Coma-sema) y Escorca (Cúber y es Tossals Verds) marcada por un mojón. Alcanzado el lecho del torrente descendemos por él unos metros. Luego iniciamos el ascenso hacia el otro lado, por el lugar que nos resultó más adecuado, hasta alcanzar el camino de la tubería.

Tomamos este camino por nuestra derecha y enseguida llegamos a uno de los túneles, que cruzamos. En el otro extremo continúa el camino que ahora inicia una considerable subida. Esta parte del camino nos ofrece una vista magnífica del profundo desfiladero del torrente y del imponente Puig de sa Torreta con sus llamativas rossegueras. Al acabar de subir entramos en el Pla de s’Aigua, donde vemos algunas tuberías sueltas. También pasamos por la desviación, que vemos a nuestra izquierda, señalizada con un hito y que conduce a Comassema por el Coll des Bosc.

Passetet de Llis

Pas de sa Romana

Luego el camino inicia un leve descenso, donde vemos también a la izquierda, unos hitos que señalan el inicio del camino que sube al Puig de sa Rateta. También observamos a lo lejos y a lo alto, las tuberías por donde pasa nuestro camino, otro túnel y el Pas de sa Foradada. Seguimos descendiendo y después atravesamos la vaguada del torrente para iniciar una fuerte subida. Llegamos al túnel que en esta ocasión no cruzamos. Optamos por subir por el Pas de sa Foradada.

En realidad este paso, llamado así porque atravesaba una roca que tenía un agujero, fue destruido y ocupado por el nuevo camino que se dirige al Coll des Bosc y a Comassema. Después en la bajada pasamos por la desviación, que tomamos de buena mañana, para subir al Pas de sa Romana. Desde aquí ya solo nos queda regresar al punto de partida, siguiendo el mismo itinerario pero en sentido inverso hasta donde dejamos aparcado nuestro coche dando por finalizada esta exigente pero extraordinaria excursión.

Al fondo Pas de sa Romana

Los componentes del grupo hemos sido: Salvador Gea, Javier Saiz y yo Juan González Blázquez como guía.

MIS FOTOS

Más fotos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *